El parque natural del Delta del Ebro (Parc natural del Delta de l’Ebre, en catalán) se localiza en la desembocadura del río Ebro, en la provincia de Tarragona (Cataluña, España). Fue declarado parque natural en 1983. Actualmente cuenta con una extensión total de 7.736, es zona ZEPA y espacio del Convenio de Ramsar y forma parte de la Reserva de la biosfera de Terres de l’Ebre.

El río Ebro es el principal responsable de este entorno, aportando los materiales arrancados de su cabecera para depositarlos aquí, en la conjunción con el Mediterráneo. Los sedimentos son por lo tanto, materiales provenientes de los Pirineos, el sistema Ibérico y la cordillera Cantábrica, lugares de donde nace el río. La cantidad de materiales sedimentados han creado una superficie de más de 320 km², en la que se han formado numerosos hábitats. La actual forma del Delta es una “flecha” perfectamente dibujada que penetra cerca de 22 km en el mar, creando así el tercer mayor delta del Mediterráneo tras el delta del Nilo con 24.000 km² y el del Ródano, que abarca una superficie de 500 km². El delta del Ebro es la zona húmeda más grande de Cataluña y una de las más importantes de Europa occidental.

Más información…